Fisioterapia y osteopatía

Osteopatía

¿Qué es la osteopatía? Es la ciencia y el arte de diagnosticar y tratar los diferentes tejidos del cuerpo que se encuentran en disfunción con la intención de otorgar libertad de movimiento, equilibrio y autorregulación de las funciones del organismo.

¿Para qué está recomendada? La osteopatía trata todo tipo de patologías facilitando la autorregulación del cuerpo. Entre ellas encontramos:

Alteraciones del sistema músculo-esquelético: cervicalgias, dorsalgias, lumbalgias

Dolores miofasciales

Cefaleas, migrañas y vértigos

Hernias discales y protrusiones

Alteraciones temporomandibulares: chasquidos, bruxismo, tinitus, efectos secundarios de la ortodoncia o poscirugías

Alteraciones digestivas: ardores, acidez, flatulencia, sensación de plenitud y náuseas

Tratamiento de la mujer: dolores premenstruales (dismenorrea), dolores durante las relaciones sexuales (dispareunia), lumbalgias y coxalgias debidas a disfunciones del sistema uro-ginecológico

Tratamiento durante el embarazo, preparto y posparto

Fisioterapia deportiva

La mayoría de los trastornos son de origen traumático durante el acto deportivo. Entre las lesiones más comunes están los esguinces, las roturas fibrilares, tendinitis y meniscopatías.

Fisioterapia y osteopatía pediátrica

Durante el embarazo, parto y posparto pueden producirse disfunciones que alteren la salud del bebé, tales como cólicos, reflujos, otitis, trastornos del sueño, dificultad de engancharse al pecho de la madre, estreñimiento, acumulación de moco, gases, y alteraciones craneales como plagiocefalias muy comunes tras los partos instrumentales o los apoyos mantenidos al nacer.

En la edad infantil también es importante ponerse en buenas manos para valorar y tratar disfunciones derivadas del apoyo, dismetrías y trastornos de la postura.